Te ayudamos a sentir el pulso vital de la naturaleza que late dentro de ti.
Ese pálpito que te inspira y te alienta a ir en busca de una forma de vida más auténtica y plena.

El equipo

La naturaleza nos muestra la secuencia del tiempo, con sus ciclos y ritmos de espera. Eso es lo que nosotros hemos vivido. Ambos, sin conocernos, estábamos en busca de otra forma de vida cuando nuestros caminos se cruzaron. Ese encuentro nos puso en la órbita adecuada para desarrollar nuestra sensibilidad, experimentar la naturaleza y vivir la vida que más se acercaba a quienes de verdad somos. El entorno fue el detonante. Nuestros distintos orígenes, el campo de trabajo. Y el fruto recogido nació, como tantos otros, de forma orgánica: “Conectados con la Tierra”.
Rocio Nosotros

Rocio: De ciudad

Mi ser pedía a gritos libertad.

Así que, tras veinte años de ejercer como abogada urbanista lo dejé todo, también el bufete jurídico que había fundado con mi socio y me vine a vivir a un Pueblo. Al principio para desconectar, para darme un tiempo para mí, de reflexión y de sentirme. Pero la vida, tan caprichosamente sabia en sus destinos, me ha regalado todo un proceso de renacimiento personal y profesional.

Hay un antes y un después en mi vida desde aquella decisión. No ha sido un proceso fácil. Pero lo hice y he conseguido tener la vida que yo quiero vivir.

Francisco: De campo

Francisco, mi compañero en esta aventura es de vida tan rural que no quiere saber mucho de internet ni redes sociales. Evita las nuevas tecnologías tanto como puede. Así que lo verás poco por aquí, aunque es la raíz más profunda y anclada de este proyecto. Él se recarga en la naturaleza. Prefiere conectarse con los árboles y sentir su conexión directa con la Tierra, que estar horas delante de una pantalla para seguir historias de gente que no conoce. La música, la filosofía y la madera son sus grandes pasiones. Cerca nuestra siempre verás un montón de “leña” apilada, que nunca será quemada. Son ramas o troncos que él reserva para hacer algo con ella algún día, darle otro uso u otra forma. O un montón de libros apilados y desperdigados, ensayos y filosofía, que esperan su momento para ser leídos y dar a nuestra cabeza y corazón otro vuelco, conexión o pensamiento distinto.

Paco Nosotros
Pueblo Nosotros

El pueblo: el protagonista

CÚTAR, es el  pueblo que vió nacer a Francisco y el que me acogió. Vivir aquí nos inspiró y permitió crear el proyecto Nathium, y el movimiento Conectados con la Tierra.

Anclado en la montaña, es un lugar especial y de gran riqueza que se muestra en diversos ámbitos: 

Fue poblado neolítico en su hoy atrayente Peña de Hierro y fue conocido como «Fuente del paraíso (Qu tah)» en tiempos árabes por su riqueza en aguas; 

Puede presumir de cultivos singulares reservados a pocos lugares del planeta: el subtropical y la uva pasa moscatel malagueña.; ésta última ha sido reconocida como el primer Patrimonio Agrícola Mundial y dio fama internacional a los Montes de Málaga ya en el S. XVIII por su famoso vino dulce. 

Aquí se encontró en el 2003 el ejemplar del Corán más antiguo hallado en España datado en el Siglo XIII, y uno de los cinco de mayor antigüedad del mundo.  

Esta pequeña localidad que mantiene su fisonomía antigua, acoge entre sus calles y casas, tanto del núcleo como de sus seis pedanías, a gente de aquí y de otros muchos países. Y nos permite compartir nuestras vidas con personas procedentes de Alemania, Bélgica, Canada, Estados Unidos, Francia, Reino Unido o Suecia, que han encontrado en Cútar su lugar de residencia. 

Dotada de paisajes variopintos y un aire puro y sonoro a todo lo largo de su extenso término municipal, es difícil que si lo conoces no quieras repetir, o venirte a vivir aquí. 

Nuestra historia siempre comienza con un encuentro

En todo encuentro los inicios siempre son misteriosos y asombrosos. Nuncas sabes a dónde te van a llevar.

Descubres un nuevo espacio, nuevas sensaciones, te sientes raro, cuasi independiente y, de repente, empiezas a notar como algo extraño fluye por ti, …. y respiras.

Ese cambio abrupto de estado, del feto materno al feto de la Tierra, será probablemente uno de los momentos más álgidos de nuestra vida, aunque apenas lo recordemos.

A partir de ahí, tu existencia es una sucesión de cambios, adaptaciones y encuentros.

Y ahora, nosotros, avanzamos hacia otro de esos momentos.

Hemos llegado a un nuevo mundo digital. Expuestos a un montón de seres y personas a los que ni conoces ni sabes que existen.

Es como volver a vivir un nacimiento.

Cambia abruptamente el espacio en el que te mueves y desarrollas. Empiezas a explorar un mundo nuevo y a interconectar con personas que antes te eran totalmente ajenas y desconocidas. Pero seguro, que será todo un encuentro que nos permitirá crecer, adaptarnos y evolucionar, que al fin y al cabo es lo que hacemos todos los seres vivos que nos alojamos en este planeta Tierra.

Solo que ahora en una placenta diferente, la placenta digital.

Pues bien, gracias a este nuevo espacio de vida nos hemos encontrado contigo y nos toca vivir un tiempo juntos para conocernos mejor. Así que adelante, vamos a disfrutar esta nueva aventura que se nos presenta sabiendo que, nos vaya mejor o peor, todos vamos a aprender algo en el camino.

Y ahora sí. Ahora que ya sabes que hemos renacido en este mundo digital bajo el nuevo nombre de “Conectados con la Tierra”, te iremos contando más sobre nosotros y nuestra historia.